ABIERTO TODOS LOS DÍAS COMIDAS Y CENAS
excepto los viernes: VIERNES SOLO CENAS

HARCHA: pan marroquí de sémola de trigo

Pulse en la imagen para ampliarla

Ingredientes:
– 250 gr. de sémola fina de trigo.
– 50 gr. de sémola grusa de trigo.
– 150 gr. de mantequilla fundida.
– 1 vasito de leche a temperatura ambiente.
– 1 sobrecito de azúcar de vainilla.
– 1 sobrecito de levadura química.
– ½ cucharadita de sal.
– 2 cucharadas de azúcar.

Masa paso 2.
Pulse en la imagen para ampliarla

Cocer.
Pulse en la imagen para ampliarla

Con té verde.
Pulse en la imagen para ampliarla

Tradicional pan dulce marroquí de sémola de trigo. Forma parte del grupo de los panes planos,  levemente fermentado, elaborado con sémola de trigo. Tiene forma circular, con un ligero sabor dulce, se trata de una especialidad concreta del norte de Marruecos (Tánger y Tetuán). Se suele cocer en una gruesa superficie caliente, llamada «makla«, especial para hacer pan. También se puede utilizar una sartén normal a fuego lento. Ideal para servir en el desayuno o la merienda acompañado de té, café, leche… y miel, mermeladas, smen, o aceite de oliva .
Aunque su aspecto se similar al de un panecillo inglés, en textura y sabor se parece más al pan de maíz. Las recetas de harcha varían de familia a familia (las de la segunda imagen de la derecha están hechas con smen en lugar de mantequilla) .
Esta receta, que aquí les ofrecemos, en que se usa mantequilla fundida y leche, ¡es deliciosa!, especialmente cuando todavía está caliente. En ella proponemos recubrir la harcha con sémola gruesa antes de cocer, esto es opcional, pero crea una apariencia y textura muy agradables.

Receta:

En un cuenco profundo y ancho ponemos la sémola fina, el azúcar, la sal, el azúcar de vainilla, y la levadura. Mezclamos bien todos los ingredientes en seco con una cuchara de madera. 

Agregamos la mantequilla y amasamos con las manos hasta que la mezcla tenga la consistencia de la arena mojada y los granos de sémola se hayan humedecido.

Incorporamos la leche y amasamos muy bien los ingredientes hasta lograr una masa uniforme y compacta pero muy húmeda.

Dejamos reposar la preparación por unos diez minutos.

Precalentamos una plancha o sartén a fuego medio-bajo. 

Mientras la plancha se calienta, espolvoreamos la superficie de trabajo con sémola gruesa de trigo y rebozamos la masa con la misma sémola gruesa.

Hacemos unas bolas con la masa y aplastamos cada bola sobre la superficie de trabajo dándoles forma de disco no demasido grueso, un meñique aproximadamente.

Con la ayuda de un molde o de un vaso grande de agua, cortamos los discos en forma de medallón.

Agrupamos la masa sobrante y repetimos la operación haste tener todas las tortas de harcha bien formadas.

Para que no se peguen, también añadimos un poco de sémola a la plancha o sartén.

A fuego muy lento cocinamos unos 5 minutos y revisamos de vez en cuando para asegurarnos de que el harcha no se esté coloreando demasiado rápido, hasta que se torne de un color dorado pálido a medio. Nunca llegar a más de 10 minutos  

Volteamos una sola vez. Debemos cocerlas por ambos lados a fuego muy lento ya que necesitan tiempo para cocinarse del todo.

Deliciosas y saludables si utilizamos productos ecológicos y las acompañamos de miel o de aceite de oliva virgen extra igualmente ecológicos.

Pulse en la imagen para ampliarla

Pan de pita.
Pulse en la imagen para ampliarla

Masa paso 1.
Pulse en la imagen para ampliarla

Cortar.
Pulse en la imagen para ampliarla

Ecológicas.
Pulse en la imagen para ampliarla

Twitter
Facebook