Abierto LU, MA, MI, JU, SA, DO: comidas y cenas.
Viernes solo cenas, viernes mediodía cerrado.

BACALAO FRESCO ASADO AL HORNO

Pulse en la imagen para ampliarla

Ingredientes:

– 800 g o 1 k de atún de la parte central, debemos pedir al pescadero que corte el atún en lomos, sin la piel, dejando bloques de unos 15 cm de largo por 4 de ancho (un bloque).
– 2 cebollas medianas o pequeñas.
– Tomate confitado con orégano, o, en su defecto, 500 g de tomates (mejor ecológicos).
– 3 dientes de ajo.
– Perejil fresco.
– Cilantro fresco.
– Sal.
– 5 cucharadas de aceite de oliva virgen extra.
– Pimienta negra y pimentón rojo si vamos a utilizar tomate crudo (guindilla opcional).

Pulse en la imagen para ampliarla

En al-Andalus, el pescado, tanto de agua salada como de agua dulce, era muy apreciado. Se preparaba de distintas formas, los historiadores coinciden en que los pescadores aprovechaban los abundantes cañaverales que crecían junto a las playas para amoragar (asar con fuego de leña) el pescado sobre la arena, lo que hoy conocemos como “espetos“. También era muy habitual cocinar el bacalao en forma de buñuelos.
El bacalao es un pescado blanco especialmente rico en proteínas, vitaminas y minerales. Además, es ligero, contiene muy poca grasa y también es bajo en calorías, por lo que se convierte en un alimento ideal para mantener una dieta sana y un peso equilibrado.
Les ofrecemos una forma sana, rápida y muy fácil de preparar un exquisito plato de bacalao fresco que sin duda hará las delicias de cualquier comensal por exigente que sea.

Receta:

Ponemos a calentar el horno a 200º C calor arriba y abajo.

Pincelamos la superficie de una fuente o bandeja de horno con un poco de aceite de oliva.

También pincelamos los filetes de bacalao por las dos caras.

Los disponemos sobre la fuente de hornear. Espolvoreamos con una pizca de jengibre. Salpimentamos.

Retiramos la piel exterior (blanca) de los dientes de ajo dejando la piel interior de color rojizo. Los cortamos en dos verticalmente, de arriba a bajo y colocamos las mitades sobre los filetes de bacalao. La parte carnosa del ajo en contacto con el bacalao, es decir, la piel del ajo quedará hacia arriba.

Colocamos alguna guindilla entera sobre los filetes. No queremos que pique, solo que aromatice.

Asamos en el horno (que ya tenemos caliente) a 200º C calor arriba y abajo durante unos 15 minutos. Veremos que la carne del bacalao se abre, eso significa que ya está hecho

Listo, plateamos. Podemos acompañar de limón y alguna verdura de guarnición… y a disfrutar.

VIDEO DE LA RECETA

Pulse en la imagen para ampliarla

Twitter
Facebook